miércoles, 3 de septiembre de 2014

Carrera Canaco 10k 2014


Imágenes, cortesía de Yo también corro en Tijuana.


El domingo 31 de agosto corrí la carrera de 10 kms. de la Canaco, ya es tradicional esta bonita carrera pues se realiza desde 1983.

La vi como una buena prueba, ya que la correría con piernas cansadas, puesto que estando ya en entrenamiento para maratón ando con ajustes y rutinas nuevas, ademas de que el kilometraje ya en la semana fue de 70 kms. una cantidad que no es nada comparada con lo que hacen los profesionales o elite, pero que para mi si ya comienza a exigirme mucho, sobre todo si en esos kilómetros van incluidas sesiones de velocidad, fartlek, distancias largas y cuestas en cerro; que por cierto fui invitado por mi amigo Víctor Serna al ascenso al cerro donde entreno, el Cerro Colorado, y esto fue un día antes de la carrera... así que, entero o no ahí te voy.

Casi 800 corredores y el ambiente encendido por la ansiedad de un inminente y fuerte arranque.

No planeé nada, cero estrategias, solo sería meterle ganas de acuerdo a como me fuera sintiendo, que al fin de cuentas era un entrenamiento mas.
Solo el primer kilómetro lo hice debajo de 4 minutos, pero en los siguientes me relajé un poco, pero eso si, tratando de mantener el paso, de no aflojarle, aunque de repente si daba algunos jaloncitos, solo para cambiarme al grupo siguiente de corredores, algo asi como pequeños retos cada mil metros.


Tijuana: una ciudad de grandes atletas y testigo de miles de carreras. ¿Cuantas veces sus principales calles han sido
cerradas?, disponibles al acceso exclusivo de gente que disfruta su deporte y de una vida sana.


A pesar del calorcito estaba soplando algo de viento fresco, y creo que por primera vez en seis participaciones puedo decir que no me pegó el calor en esta carrera.

Nos cambiaron un poco la ruta, pero me gustó como quedó, a pesar de tener ahora unos 60 metros de mas. Igual la meta nos esperaría donde siempre, frente a las instalaciones de la Cámara Nacional de Comercio.

Me llamó la atención que subiendo el puente en dirección hacia el Cecut, yo era el "runner" 65, de acuerdo a las fotografías tomadas por el talentoso joven Germán Rodríguez Castro. Lo menciono, ya que muchas veces en las carreras no ponen los resultados generales, porque aunque muchos no ganamos ni en la categoría, si nos gusta saber en que lugar quedamos, si mejoramos con respecto al año anterior. Y en la llegada finalmente sería el numero 63 en llegar, es decir, que aunque rebasé a unos cinco después de ese puente, otros tres me rebasarían a mi.

Los líderes indiscutibles, esta vez en un duelo mas cerrado que en la 5k del Florido, Alexis Verdugo quien resultó ganador
con 31:24 minutos, y Raymundo Torres quien fue segundo lugar tan solo con 10 segundos de diferencia.


Es curioso de como se organizan muchas carreras de 5 kilómetros, pero las de 10k ya están escasas, y digo curioso porque tan solo he participado en dos de esta distancia en el año y en ambas he hecho el mismo tiempo: 41:28 minutos.  Marca que me gustó, aunque mi mejor tiempo en esta carrera sea la del 2012 que fue 41:11,  Pero esta vez teniendo una mayor carga de trabajo sobre mis pies.

Otra cosa que sigo extrañando es ver a mis "perseguidos" delante de mi, pero siguen ausentes y algunos que son mis nuevas referencias a seguir, incluso mujeres, no se presentaron. Sin embargo, existe la auto motivación en uno mismo, porque así somos muchos, que siempre encontramos la razón perfecta para acelerar, en mi caso la próxima carrera de la Francisco Villa con sus bruscas rampas a las cuales dejé de temerles hace tiempo, mi posible asistencia al primer medio maratón de Tecate, y desde la luego, las mas grande motivación, el Maratón de Chicago el 12 de octubre... así que a seguir entrenando y a seguir moldeando esa medalla, la cual se debe forjar diariamente, mental y físicamente.








Archivo del blog