jueves, 20 de noviembre de 2014

Un loco corredor sin camiseta

Loco #1 :

Quería correr sin camiseta para tomar algo de color del ombligo para arriba, ya que solo mis piernas estaban bronceadas y el resto era solo palidez.
Sí, soy algo penoso para andar así, pero a veces me convenzo y me atrevo.

¿Tiene algo de malo correr con el torso desnudo? 

Mientras estiraba, una vez que había corrido, la gente se me quedaba viendo como si hubieran visto a un bicho raro, y si, tanto hombres como mujeres, pero bueno, incluso así me ven a veces por el solo hecho de ir corriendo, no importa el atuendo que lleve puesto. Tal vez les parezca poco común ver a un individuo así porque nunca han visto a un corredor  ni en su familia ni en sus amistades... ni siquiera me quiero imaginar lo que piensan de mi, ¿qué ganaría?, mejor le doy el gusto a mi cuerpo de seguir corriendo.

Carrera de invierno, el reto es enfrentar el frío, por eso la idea de correr semi desnudo.

Loco #2 :

Corriendo cuesta abajo, iba muy acalorado, iba sin camiseta y la llevaba apuñada en una mano, además ¿qué de raro tiene querer refrescarse con el viento viniendo de frente?, ¡yo que sudo tanto!
Pero no me faltaron los chiflidos, y me acordé de mi papá que como su deporte era la caminata también conocida como marcha, en la cual llevan un cadencia "especial" donde contonean la cadera, pues me contó que muchas veces le silbaban, le regalaban los "fiuuu- fiuuu", por dar "carrilla" por supuesto.

Así me pasaba de repente, y ésta vez era un par de chicos en su auto, sí de género masculino, que me dijeron de cosas como: "¡Súbete papacito, nosotros te llevamos!", traté de ignorarlos, y ya una vez que pasaron ya me pude reír de tal ocurrencia; ¿eran ellos los locos o lo era yo?
¡Ah! para mi suerte no me salvé del regreso, a pesar de que ya habían transcurrido muchos minutos, y de que ya me había puesto la camiseta, me reconocieron, por la misma calle y ahora subiendo me los topé de nuevo, y no faltaron los piropos y chiflidos otra vez... esperé a que se alejaran para reírme, de ellos o de mi, no sé, pero me dio risa.

Una carrera oriental donde se corre con poca ropa, y nadie lo ve como
anti natural sino como parte de la diversión.



Loco #3 :

Hace pocos meses, el calor estaba muy, pero muy fuerte, y de tantas vueltas que daba al parque de la Amistad, ya llevaba empapada la camiseta y hasta la sentía pesada, no exagero si digo que la podía exprimir con mis manos una vez que me la quité... pero ¿qué hice? ¿Cómo se me ocurre tal cosa?, quitármela en pleno parque (para mi fue algo muy natural, claro), y es que esa mañana había mucha gente, sobre todo chicas y señoras de cualquier edad trotando, caminando solas o en grupo.

Me di cuenta que casi completaba una vuelta sin la prenda superior y que nadie se me quedaba viendo... menos mal, ¡les juro que no soy exhibicionista! y admito que no me hubiera sentido cómodo si se me hubieran quedado viendo, si lo que menos me interesa es querer llamar la atención.

Desconozco además si existe algún reglamento del parque para no correr así, aunque en alguna otra ocasión ya lo había hecho ahí mismo y nadie dijo nada... ¡perooo!, creo que esta vez alguna señora mayor se ofendió y me acusó con un vigilante del parque, de los que andan dando rondines en su bicicleta; puedo imaginarme lo que seguramente ella le indicó: "oiga guardia, a ver si sacan a aquel loco que anda corriendo semi desnudo, si ya se quitó lo de arriba tal vez no tarde en quitarse lo de abajo"... algo así pudo haberle comentado señalando acusadoramente con dedo de "santa" hacia el pecador corredor.
El guardia, uno muy joven (lo que me hizo pensar que no fue por iniciativa de él), se acercó y me dijo que me encargaba mucho que me pusiera la camiseta o que tendría que salirme del parque. Le expuse mis razones por la cual andaba así pero que de inmediato me la pondría. Asunto arreglado.

Ni hablar, hay países que a cualquier hora del día y por cualquier calle se ven corredores sin camiseta, y nadie lo ve mal, es lo más natural y ni siquiera se les quedan viendo.
Amo a mi país, pero no cabe duda que aquí no solo la cultura sino ciertas costumbres distan mucho de ser las mismas... creo que se asustarían algunas personas si también aqui hicieramos carreras con poca ropa, que a decir verdad, en verano se antoja correr así.
No importa, al menos me podré ir a la playa de vez en cuando, ahí no me pueden decir nada, ¿o si?

P.D.

Los tres locos en realidad es el mismo, yo lo soy.











Archivo del blog